13.4.10

La verdadera pannacotta


Infinitamente más buena que la pannacotta hecha con gelatina (ver mi receta aquí), esta receta de las hermanas Simili, del libro "La buona cucina di casa" (ediciones Vallardi), nos permite utilizar las claras de huevo que a menudo nos sobran. También se pueden utilizar las claras pasteurizadas que venden, que vienen en botes de 9.

1 litro de nata para montar (sin montar), con el 35% de materia grasa
200 gr de azúcar
9 claras de huevo
una pizca de sal
caramelo para el molde

Hervir unos minutos a fuego bajo la nata con el azúcar y una pizca de sal, hasta que el azúcar se disuelva. Dejar enfriar.

Batir ligeramente con una cuchara las claras, hasta que pierdan la tensión y añadir poco a poco la nata, una vez fría.

Embadurnar un molde de plumcake con caramelo y llenarlo con la pannacotta.

Preparar un bañomaría en la bandeja del horno, colocar el molde (el agua del bañomaría no deberá superar la mitad del molde) en él y hornear a 150º, en horno caliente con calor arriba y abajo, durante una hora y media. Dejar enfriar la pannacotta por completo dentro del horno y, una vez fría, pasarla al frigorífico durante 24 horas, antes de desmoldarla y servirla.

Etiquetas:

¿Estás pensando en llevarte algo de aquí?
Antes deberías leer atentamente
esto

3 Comments:

Blogger Norellys said...

Luce maravilloso...
Besitos

Norellys

1:52 p. m.  
Blogger *Eva* said...

con claras no había visto nunca una panacotta. Seguro que es deliciosa. A mi la que lleva gelatina a veces se me hace algo pesada.

4:37 p. m.  
Blogger MARÍA JESÚS said...

Me encanta como te ha quedado, pues yo la hago diferente y si tú recomiendas esta pues la tengo que hacer,jeej. besitos y enhorabuena por el blog te sigo desde ya.

6:45 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home

Textos y fotos de La Zuccheriera, Biscotti y Panepizza son propiedad intelectual registrada. Está prohibida su reproducción, incluso parcial.